Los muertos no dan besos

por - agosto 08, 2020

Abres los ojos y aún está oscuro, pero sé que has podido verme. Tus pupilas se han puesto enormes, te has sentado en la cama y, por el temblor en tus brazos, estás aterrado. Pero no voy a moverme. No, a pesar de que seas lo que más quiero tener en el universo.

Voy a lograr que vengas a mí.

Algo de mi aliento gélido ha convertido el aire alrededor de nosotros en una nube espesa, blanca. La luna, desde la ventana, intenta saludarnos y mostrarnos que las agujas del reloj se han detenido. No es necesario. Ya lo vas a notar, querido.

Son las 3:13 y no deberías estar despierto. Pero lo estás.

Es el año 2057 y yo no tendría que seguir en este mundo. Pero aquí estoy.

Te necesito. Veo la nuez de Adán en tu cuello moverse al tragar saliva y deseo recorrer tu cuello con mis… lo siento, no me he presentado. Perdón. Mi nombre es…

No huyas. Deja que te lo explique. Quiero compartir este misterio contigo, quiero que seas dueño de la eternidad como lo soy yo. Ven a mí, solo será un momento. Y no, no estoy muerta. Los muertos no dan besos.

Abrázame y deja que tome algo, a cambio de un secreto que vale millones. Te voy a dar el regalo más hermoso, te voy a hacer libre, hermoso, poderoso. Dime que sí. Ven a mí.

Sé que es extraño, nunca dije que en mi pecho siguiera latiendo ese músculo inútil de ustedes. No es mi sangre la que corre por mis venas antiguas. El vacío en mi pecho es grande como cualquiera de las estrellas que ni siquiera llegas a apreciar, titilando en el fondo de aquella ventana congelada. Lo siento, no ves el exterior ahora, la habitación entera se va a cubrir de hielo en cualquier momento.

Sálvate conmigo, déjame entrar en tu cama. Dime que sí.

Verás, no estoy mintiendo. Es que tampoco estoy viva, lo admito. Pero nunca dije que mis intenciones contigo fuesen inocentes. La cama es tan cómoda, el calor de tu piel es contagioso. Las sábanas son tan suaves, y tus ojos, son tan hermosos. Lo quiero todo. Vas a disfrutarlo al final, lo prometo. Ya te lo dije, los muertos no dan besos. Y yo no pienso besarte.



***

Otra vez, estoy tomando el reto de escribir géneros que hacía mucho que no tocaba. Me he vuelto super inocente, no puedo ni mencionar la posibilidad de un encuentro sexy entre personajes sin llenarlo de eufemismos. Inserte risa de adolescente inmadura aquí. Quiero escribir de todo, así que voy a meterme en todas las iniciativas de escritura que pueda. 
Espero que lo hayan disfrutado.

También puede interesarte:

17 comentarios

  1. Ese futuro, donde el compañero pervive, como sea.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Una mujer inquietante, tanto al estilo siniestro como en lo tentadora, con su seducción sobrenatural.
    Bien logrado el clima.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, me alegra que lo hayas disfrutado.
      Un beso

      Eliminar
  3. Gracias por ofrecernos otro relato, y tengo que decirte que si lo he disfrutado . Es interesante ser observada y sentir aunque no ver.
    Un abrazo y feliz tarde.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué bueno, me pone re contenta cuando disfrutan estos relatos ♥ Gracias por pasar por acá. Un abrazo grande

      Eliminar
  4. Me ha gustado mucho tu enfoque para esta propueta, Cyn. Nos has llevado a un escenario inmortal y lleno de sensaciones, un futuro que puede o no ser nuestro. Te felicito.

    Mil besitos y muy feliz día.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias! Qué lindo que te haya gustado. Un abrazo enorme

      Eliminar
  5. ¡Cuánto misterio, qué suspenso hasta el final!
    Creo que era un súcubo, me gusta creer que era algo así, aunque no se bien si los súcubos pertenecen al mundo de los muertos o son otra cosa, unos demonios por ej
    A cuidarse!

    Abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, creo que pensaría en un súcubo-vampiro-pero-bien-a-la-antigua. Creo que quedé muy marcada con el hambre estomacal/sexual en Carmilla, así que para mí los vampiros siempre serán eso. Cullens aparte.
      ¡Gracias por venir a leer y dejar tu comentario!

      Eliminar
  6. Sabes tocar todos los géneros, me gusta cómo has ido desarrollando el relato. Me estás enganchando.

    Beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ohhh, gracias, ojalá en serio pudiese con todos los géneros. Millón de gracias por pasar a leeer y dejar tu comentario. Un beso grande

      Eliminar
  7. OMG, tremendo final, me dejas con mucha curiosidad de qué habrá sido de él después de eso, jaja. Estupendo relato y muchos ánimos con todas las iniciativas. 💕

    Que tengas un estupendo día.

    ¡Saludos desde Escapando al bosque!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No habrá quedado muy bien el pobre, jaja. ¡Gracias por pasar y comentar! Espero que lo hayas disfrutado. Un abrazo

      Eliminar
  8. ¡Hola! Estupendo, que manera de sembrar intriga con este relato. Me gusta que quieras sumarte a todos los géneros y retos. El cuento está muy bien logrado y te deja con la intriga final del siguiente paso de la mujer ¿Lo va a devorar, beberá su sangre o buscará algo más carnal?
    Me encantó.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  9. Hola, no te conocía pero he venido desde el blog de Rebeca, por el reto en el que ambas participamos.
    Una historia oscura la tuya con un final... ahí lo demjamos.
    Un placer saludarte y haber leído tu historia.
    Besos.

    ResponderEliminar
  10. Hola,
    Es un magnífico relato, de modo tal que las escenas son una vorágine de sucesos que te erizan la piel. Es aterrador el personaje lleno de misterio. Te quedo estupendo!
    Saluditos


    ResponderEliminar